Oceana advierte que el Reino Unido y la Unión Europea deben predicar con el ejemplo si se desea que el nuevo acuerdo del Brexit proteja a las poblaciones de peces | Oceana Europe
Would you like to view our US Site?

Oceana advierte que el Reino Unido y la Unión Europea deben predicar con el ejemplo si se desea que el nuevo acuerdo del Brexit proteja a las poblaciones de peces

El acuerdo general todavía requiere ratificación por ambas partes

Press Release Date

Jueves, Diciembre 24, 2020
Ubicación: Brussels
Contacto: Emily Fairless: efairless@oceana.org

Oceana acoge con satisfacción el acuerdo de pesca entre la Unión Europea y el Reino Unido, como un primer paso positivo de cara a gestionar el ecosistema marino que comparten. No obstante, Oceana alerta de que a menos que ambas partes establezcan límites de capturas acordes con los niveles sostenibles para las más de 100 poblaciones de peces que comparten, la sobrepesca puede incrementarse y los progresos en la recuperación de especies logrados a lo largo de la última década habrán sido en vano. Oceana espera ahora que el Reino Unido y la Unión Europea prediquen con el ejemplo y estén a la altura de su ambición de liderar a nivel mundial la consecución de unas actividades pesqueras sostenibles y unos ecosistemas marinos saludables.

Melissa Moore, responsable de políticas de Oceana en el Reino Unido, afirmó que "después de meses de duras y complejas negociaciones, es una buena noticia que la Unión Europea y el Reino Unido hayan alcanzado un acuerdo de pesca, pues para gestionar unos ecosistemas y recursos compartidos es necesario un enfoque y objetivos compartidos. El desafío está ahora en la letra pequeña del acuerdo y si se han adoptado disposiciones tan importantes como establecer límites de captura en línea con las recomendaciones científicas o el respeto de la legislación y acuerdos internacionales pesqueros. En caso contrario si se sigue practicando la sobrepesca, dentro de poco será irrelevante cualquier acuerdo sobre el acceso y gestión de los recursos compartidos".

Javier López, director de campañas de pesca de Oceana en Europa, destacó que "El acuerdo sobre la pesca ha requerido de importantes concesiones por parte del Reino Unido y la Unión Europea, pero todavía queda camino por andar. No solo se deben ratificar las nuevas condiciones de acceso a la pesca, sino también demostrar su compromiso con la sostenibilidad ambiental. Ahora se abre otro proceso de negociación igualmente importante para establecer medidas de gestión, incluyendo límites de captura, para las más de 100 poblaciones pesqueras compartidas. Oceana insta a ambas partes a implementar los mejores estándares internacionales de gestión y respetar el asesoramiento científico para poner fin a la sobrepesca.”

Oceana opina que la Unión Europea y el Reino Unido no deben volver en ningún caso a una competencia encarnizada en materia de pesca. En lugar de eso, deben continuar con la tendencia positiva de revertir la sobrepesca, que sigue afectando al 40% de las poblaciones de peces en el Atlántico Nordeste, nivel al que bajó desde el 75% durante la última década gracias al esfuerzo colaborativo basado en los objetivos comunes de la Política Pesquera Común.

Las negociaciones sobre los límites de capturas en 2021 para las más de 100 poblaciones de peces compartidas por la Unión Europea y el Reino Unido deberían comenzar tan pronto como sea posible. Oceana defiende que se fije unos Totales Admisibles de Capturas (TACs) según las recomendaciones científicas y en base al principio del Rendimiento Máximo Sostenible (RMS), que determina científicamente el volumen capturas que permite maximizar la productividad de una población de pesquera al mismo tiempo que garantiza su conservación. Más en concreto, Oceana hace un llamamiento a la Unión Europea y al Reino Unido para que gestionen conjuntamente las poblaciones de peces que comparten en base a una metodología común y teniendo en cuenta las recomendaciones de un organismo científico independiente, internacional y ampliamente reconocido como es el Consejo Internacional para la Exploración del Mar (CIEM), del que son miembros tanto el Reino Unido y la Unión Europea.

Para garantizar el cumplimiento y el seguimiento eficaz del impacto de las actividades pesqueras en las poblaciones de peces compartidas que explotan el Reino Unido y la Unión Europea, se deberían establecer lo antes posible programas conjuntos de control en los que participase la Agencia Europea de Control de la Pesca. El acceso recíproco a las aguas y mercados debería condicionarse a la sostenibilidad, la transparencia y la legalidad de las actividades pesqueras en cuestión.

 

# # #

Más Información:

Oceana's Recommendations for the EU-UK Fisheries Agreement

115 days before the cliff edge, post-Brexit fishing rules still up in the air

Oceana deplores lack of agreement on fisheries between UK and EU

Oceana calls on EU and UK to not lower environmental standards in any future fisheries agreement

  #endoverfishing