Los ministros de pesca europeos se preparan para traicionar la Política Pesquera Común | Oceana Europe
Would you like to view our US Site?

Los ministros de pesca europeos se preparan para traicionar la Política Pesquera Común

Los Ministros de Pesca de la UE podrían permitir la reintroducción de subvenciones para la “modernización” de la flota de la UE.

Press Release Date

Jueves, Mayo 18, 2006
Ubicación: Madrid
Contacto: Marta Madina: mmadina@oceana.org 0034 911 440 884

Los días 22 y 23 de mayo, los Ministros de Pesca de la Unión Europea se reunirán para llegar a un acuerdo sobre el Fondo Europeo de Pesca (FEP), que determinará cómo se deberán gastar millones de euros procedentes de fondos públicos en el sector europeo de la pesca en los próximos siete años.

La reforma de la Política Pesquera Común (PPC), acordada por los Ministros de Pesca en 2002, obligaba a la UE a poner fin a las subvenciones para modernizar barcos, excepto cuando fuese por motivos de seguridad, higiene o calidad. Pero ahora, en un sorprendente giro de 180º, parece que los ministros van a anular esta decisión y volver a permitir el uso de financiación pública para la modernización de barcos, esta vez mediante subvenciones para motores nuevos.

Es totalmente absurdo incluso que los ministros estén considerando usar dinero público para pagar motores nuevos de barcos de pesca en un momento en que la flota de la UE tiene muchísima más capacidad de la que debiera, declara Xavier Pastor, Director de Oceana en Europa.

Los Estados Miembros de la UE han estado discutiendo acerca del Fondo Europeo de Pesca (FEP) desde que la Comisión publicó la propuesta en 2004. Un grupo de países, en el que se encuentran Francia, España, Portugal, Italia, Polonia y Grecia han estado luchando por el restablecimiento de las subvenciones para motores nuevos, sin que vayan acompañadas de una reducción de la capacidad para compensar la mayor eficiencia del nuevo motor. La consecuencia de una medida así podría ser un aumento de la presión que sufren las poblaciones de peces, ya precarias, en aguas europeas, en las que la mayoría de las poblaciones ya están fuera de los límites biológicos seguros. Los efectos podrían notarse también fuera de las aguas de la UE, ya que los barcos más eficientes se aventuran en aguas de países terceros y en alta mar en busca de peces.

Las subvenciones que se concedan al sector de la pesca en el marco del FEP deberían destinarse a fomentar la transición a una pesca sostenible, tal y como se comprometió la UE con la la PPC”, afirma Julie Cator, portavoz de Oceana en Bruselas. "Por ejemplo, se podría promover el uso de artes de pesca más respetuosas con el medio ambiente o la retirada de barcos", añade.