Blog Authors | Oceana Europe
Would you like to view our US Site?

Blog Posts by: Carlos Minguell

Siendo el fotógrafo submarino, tiene gracia (De la maldita) que me haya tocado escribir el diario precisamente un día de buceo en el que no he podido bucear. Pero la campaigner ha sido inflexible con el turno de escritura y el resfriado lo ha sido con lo de bucear, así que aquí estoy: hoy hemos tenido un día gris y lluvioso, con el suficiente viento mañanero como para que los planes iniciales de ROV se transformaran en un buceo en busca de cuevas a lo largo de un impresionante acantilado al sur de la isla.

Anoche el pronóstico no auguraba nada bueno para nuestro último día de trabajo, pero al final Eolo se apiadó de nosotros y pudimos salir al mar, que no deja de ser una forma mucho más digna de terminar la campaña.

Para que nos vamos a engañar; un día de mala mar me viene bien para poner al día el procesado y los metadatos de las imágenes, algo que con la dinámica diaria de trabajo no me da tiempo a hacer. Lo malo es que hoy es el tercer día consecutivo sin poder bucear por culpa del viento y eso ya no tiene gracia alguna.

Como el Ranger tiene bandera estadounidense y hoy es la gran fiesta de los EE.UU., el director de campaña nos ha dado día libre y nos ha invitado a cochinillo asado acompañado de una cantidad indecente de Ribera del Duero ¡Qué bien nos lo hemos pasado!

Como el parte para hoy oscilaba entre malo y peor, el director ha decidido que no se podría trabajar y nos hemos quedado en puerto. Día libre que hemos aprovechado para lo habitual en estos casos: levantarnos tarde, desayunar despacio y breve ruta turística. En esta ocasión tocó la costa norte de la isla y las olas rompían con fuerza, lo cual queda muy bonito para verlo desde fuera, pero mucho menos para navegarlo. Menos mal que nos quedamos en tierra.

Anoche el Barça ganó la Champions. Es lo único que encuentro destacable de las últimas 24 horas. No es que hoy no echáramos el ROV al agua, al contrario, estuvo un buen puñado de horas y recorrió más de un kilómetro a profundidades de hasta -954m, que se dice rápido, pero es un montón de agua. Lo que pasa es que a bordo hay días como este: mucho fango, mucha piedra y poco bicho.

Una avería en el sistema de filmación HD del ROV en la inmersión de ayer se transformó en un día libre hoy para parte de la tripulación: teníamos que esperar a los repuestos necesarios para la reparación. Así que estaba en la duda de si debía seguir a la facción montañera en su largo paseo por el bonito pinar que corona la isla, o si era mejor apuntarme a los de la sección playera y su baño en la no menos bonita costa de La Restinga.

El primer día de julio va de buceo. Basándose en lo observado en las dos jornadas previas de ROV en la zona, Hanna decide que realicemos dos buceos en las proximidades de Norrskar. La primera inmersión nos depara la habitual ración de peces muertos y agonizantes: llama la atención el hecho de que en cada buceo, además de pequeños cadáveres, encontremos siempre peces boqueando. No lo había visto nunca, ni siquiera en el Báltico, y da mala espina.

Hoy los buzos tenemos sesión doble, como en el cine de mi barrio cuando era niño. Nosotros encantados, más aun cuando el lugar promete: se trata de los alrededores de La Herradura, en la costa granadina, un área que destaca por su rica biodiversidad, especialmente en cuanto a invertebrados. Primero nos sumergimos en la zona más profunda, la Punta de La Mona, donde descendemos hasta los -38m para encontrar un bonito paisaje de corales árbol que, junto a grandes anémonas tubo, destacan como manchas blancas en el fondo rocoso.

Páginas